La pandemia motiva a madres a aprender para enseñar a sus hijos

Fuente: lostiempos.com

La pandemia de la Covid-19 aumentó las ganas de aprender de las madres que asisten a los cursos del Programa de Posalfabetización en Sacaba. El deseo de colaborar a sus hijos las motiva a superar sus limitaciones para compartir sus saberes y experiencias con sus pares y con los maestros.



Este es el caso de doña Jacinta, una comerciante que cada jueves acude a  pasar clases a una escuela de Lava Lava para ayudar a sus hijos a hacer sus tareas y mejorar sus condiciones de vida.

“Muchas cosas he aprendido, no sabía escribir en imprenta, ahora sé, hasta ya sé hacer fracciones, me gusta. Cuando estaba en la escuela era la mejor alumna, pero no tenía papás, por eso vivía en el Chapare con mi tía, ella no pudo colocarme al colegio, por eso lo dejé. Ahora tengo tres hijitos y vengo porque después quiero ir donde aprenden a cocinar y entender”, afirmó.

Con una sonrisa en el rostro, Jacinta relató que su interés por aprender rápido hizo que destaque y sea un ejemplo para sus hijos.

“Las profesoras también dan clases a mis hijas, entonces un día me han dicho que me habían puesto de ejemplo porque soy la más cumplida, eso me pone feliz. Me siento bien viniendo, mi hermana y una sobrina más estamos pasando clases”, aseveró.

Otro factor que hace que Jacinta y otras madres vuelvan con más entusiasmo a las clases es el ambiente que crearon las maestras para enseñar.

“Enseñamos aprendiendo de ellas, vamos generando lazos de amistad y confianza, tratamos de hacer diferentes dinámicas para que la clase no sea monótona porque sabemos que vienen incluso dejando de trabajar”, comentó Dabeysa Rivas, una maestra.

Mientras que otra profesora, Marcelina Arellano, dijo que cada clase es una experiencia única porque el nivel de aprendizaje de cada participante varía y es necesario ser empáticos.

“Siempre estamos buscando alguna forma de motivarlos más con diferentes estrategias como compartir alimentos porque la parte pedagógica, la lectura, la escritura y el pizarrón es un poco monótono. A veces nos hacemos ensalada de frutas, pollo al horno o api con buñuelos y vamos conversando para conocerlas”, remarcó.

En una visita este medio constató que las  madres retomaron a clases semipresenciales con entusiasmo y  en muchos casos acuden cargando a sus bebés o en compañía de sus nietos.

La enseñanza es casi personalizada dependiendo del nivel de  aprendizaje, por lo que al menos cuatro maestros se hacen cargo de grupos con más de 12 participantes.

“Tenemos adultos mayores y madres, lo que les impulsa son las ganas de superarse, quieren aprender muchas cosas. El  programa está funcionando en distintos distritos, tenemos grupos en Palca, Lava Lava, en El Abra, en Quintanilla”, informó el responsable del Programa de Posalfabetización de la Alcaldía de Sacaba, Abdiel Avilés.

Contó que los facilitadores dieron cartillas o hacían seguimiento por videollamadas y Zoom a las madres para monitorear su avance.

Las participantes indicaron que esto fue útil porque les permitió ayudar a sus hijos que están primaria a conectarse a las clases virtuales, comprender por qué es importante tener una conexión óptima de internet y controlar que no accedan a contenidos restringidos.

“Tenemos más de 350 participantes, en sus mayoría son madres que quieren aprender, tenemos 30 grupos y están apoyando más de 30 profesores”, añadió.

Avilés precisó que la Alcaldía apoya con material de escritorio y didáctico, pero aclaró que los profesores imparten las lecciones de forma gratuita en cumplimiento del artículo 23 de la Ley 070 Avelino Siñani Elizardo Pérez.

Mencionó que el compromiso y la responsabilidad de los integrantes hicieron que el alcalde  de Sacaba Pedro Gutiérrez agilice la entrega de libros y otros materiales didácticos para que a los estudiantes y facilitadores no eroguen gastos.

Recordó que la finalidad del programa es fortalecer las habilidades y los saberes de los asistentes para que continúen con estudios superiores, debido a que la posalfabetización les permite vencer hasta sexto grado de primaria.