El PGE 2022, elaborado con base en lineamientos del modelo económico, social, comunitario y productivo

 

El Presupuesto General del Estado (PGE) se constituye en el instrumento más importante para el cumplimiento de la política fiscal, por cuanto, determina la estimación de ingresos y gastos de todas las entidades de la administración pública, para la ejecución de políticas públicas, con el fin de satisfacer las necesidades de la población en general.



La elaboración, evaluación, revisión, agregación y consolidación del PGE, es realizada de manera técnica y especializada por profesionales el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas, en coordinación con todas las instituciones públicas, a partir del segundo trimestre de cada gestión fiscal, conforme el cronograma establecido en el Calendario de Formulación Presupuestaria, que contempla: a) Inicio del proceso de formulación, b) Envío de techos presupuestarios, c) Presentación de documentación por las entidades públicas y d) Remisión a la Asamblea Legislativa Plurinacional, cumpliendo los plazos establecidos en la Constitución Política del Estado CPE.

Desde una perspectiva estructural, y en el marco de la CPE, Bolivia se constituye en un Estado Unitario Social de Derecho Plurinacional Comunitario, libre, independiente, soberano, democrático, intercultural, descentralizado y con autonomías, por lo que es importante explicar al lector que, el PGE 2022 contempla a 580 entidades públicas las cuales comprenden: 337 municipios, 115 entidades descentralizadas, 53 empresas públicas nacionales, departamentales, municipales y regionales, 27 Órganos del Estado (incluyen los Ministerios de Estado), 15 instituciones de seguridad social, 14 universidades públicas, 9 gobernaciones, 5 instituciones financieras, 3 Gobiernos Autónomos Indígena Originarios Campesinos, 1 Gobierno Autónomo Regional y 1 Gobierno Autónomo Indígena Guaraní.

Se debe destacar que el PGE 2022 considera una tasa de crecimiento del 5,1% del PIB y una inversión pública de USD 5.015 millones, variables macroeconómicas que permitirán continuar con la reconstrucción y reactivación de la economía, transformando el aparato productivo con sustitución de importaciones e industrialización, y garantizando los recursos para salud y educación, así como la continuación de la ejecución de políticas sociales con redistribución de ingresos. Es así que, el PGE 2022 agregado y consolidado asciende a Bs. 304.045 millones y Bs. 235.090 millones, respectivamente.

La inversión pública para el PGE 2022, uno de los motores más importantes de la economía considera un incremento del 25%, por encima del presupuesto aprobado en la gestión 2021, donde se prioriza el sector productivo, que asciende a USD 2.129 millones, seguido de los sectores en infraestructura con USD 1.498 millones, social con USD 862 millones y multisectorial con USD527 millones. Es importante fortalecer la matriz productiva para la sustitución de importaciones e industrialización a través de los sectores productivos e infraestructura, los cuales son generadores de excedentes y de fuentes de empleo para la población boliviana.

Asimismo, para el sector salud se garantiza Bs. 23.590 millones, que representa un 10% del PGE consolidado 2022; para el sector educación se prioriza Bs 25.370 millones, que equivale a un 10,8% del PGE consolidado; en tanto al sector defensa se destina Bs 4.664 millones y el sector gobierno recibirá Bs. 4.734 millones.

En cuanto a las políticas sociales, con el PGE 2022 se da continuidad a las transferencias condicionadas y la redistribución de ingresos a través del Bono Juancito Pinto con Bs 479 millones beneficiando a 2.393.737 estudiantes, contribuyendo a la disminución de la tasa de deserción escolar; Bono Juana Azurduy con Bs. 166 millones, beneficio que recibirán 224.857 mamás con el fin de disminuir la mortalidad materna infantil; Renta Dignidad con Bs. 5.834 millones cubriendo las necesidades de 1.211.253 adultos mayores para su bienestar; Subsidio Universal Prenatal por la Vida con Bs. 163 millones mejorando la alimentación de 136.469 madres y reduciendo la mortalidad neonatal; y 52.568 beneficiarios a través del Bono mensual para personas con discapacidad grave y muy grave con Bs. 157 millones.

Finalmente, es importante destacar que el PGE es realizado, precautelando la sostenibilidad de las finanzas públicas, dando continuidad de las políticas sociales, garantizando la reconstrucción de la economía y transformando el aparato productivo con sustitución de importaciones e industrialización, para el bienestar de todas las bolivianas y bolivianos.