Centralismo ineficiente tiene cerrado el Hospital de Montero

 

Ineficiente y vengativo es el gobierno del Movimiento Al Socialismo (MAS) y el ministro de Salud, Jeyson Auza, con Santa Cruz que lucha por reabrir el Hospital Óscar Urenda de Montero.



El gobierno del MAS, en diciembre de 2020, en pleno inicio de la segunda ola de la pandemia estranguló el moderno Hospital de Montero, que tenía  34 camas de internación para Covid-19 y 12 camas de terapia intensiva.

Los médicos, las enfermeras y los trabajadores en salud del Hospital de Montero no solamente fueron ignorados en la renovación de sus contratos sino asfixiados laboralmente mediante el impago de sus salarios, por venganza política del MAS.

El 3 de mayo de 2021, mediante una minuta emanada por la Cámara de Senadores, pedimos al ministro Auza gestionar la “recontratación y pago de salarios adeudados” a los médicos que combatieron en primera línea contra el Covid-19, en Santa Cruz y el país.

La AISEM y la Dirección de Redes de Servicios de Salud, en el marco del Contrato de Préstamo del Banco Interamericano, realizan la contratación del personal profesional de salud “en los nueve departamentos del país”, fue la respuesta vaga y abusiva del ministro Auza.

El ministro de Salud, embaucador, arrogante e incapaz, respondió generalidades e imprecisiones ante la recomendación para la recontratación de los médicos para la atención de pacientes de Covid-19, en el país.

Hoy, públicamente desafío al ministro Auza a explicar el total de las dotaciones de ítems y recontrataciones de médicos, enfermeras y trabajadores en salud por cada uno de los centros de salud, en los nueve departamentos durante la gestión 2021.

La Constitución Política del Estado, en el artículo 37, señala que el Estado tiene “la obligación de garantizar y sostener el derecho a la salud, que se constituye en una función suprema y primera responsabilidad financiera”.

La dotación de los recursos humanos para la reapertura del Hospital de Montero es competencia exclusiva del gobierno central, del Ministerio de Salud, que admitió la misma asambleísta del MAS, Raquel Valencia.

Dicho sea de paso, el centralismo MASista maneja el 87% de los recursos del Presupuesto General del Estado (PGE) y solo el 13% las Entidades Territoriales Autónomas (ETA).

Santa Cruz crece y tendrá 3.425.399 de habitantes este 2022, seguido de La Paz con 3.051.947, Cochabamba 2.117.112 y Potosí 616.087, según la proyección del Instituto Nacional de Estadística (INE).

El departamento de Santa Cruz, según los datos del Colegio Médico y la Secretaría de Salud de la Gobernación, tiene un déficit de al menos 10.000 ítems para los hospitales.

En consecuencia, la reapertura del Hospital de Montero requiere cerca de un millar de trabajadores entre médicos, enfermeras, técnicos y personal administrativo, que el centralismo ineficiente y vengativo no la asigna.

Doctor Henry Omar Montero Mendoza

Senador por Santa Cruz