Experto en extradición sobre Techo ‘e Paja: «Todo hace indicar que Perú lo va a entregar a EEUU»

Un policía colombiano que fue infiltrado en una organización criminal dedicada al narcotráfico, que fue desarticulada en marzo de 2021 en ese país, señaló que el líder de este grupo era el boliviano Jorge Roca Suárez, conocido como ‘Techo ‘e Paja’. De esta banda también fue señalado como integrante el exmayor de la Policía boliviana, Omar Rojas.

Roca Suárez estuvo 27 años en la cárcel de los Estados Unidos acusado de ser uno de los mayores proveedores de los carteles de droga de Colombia. Regresó a Bolivia en 2018 y unos meses después logró que se lo beneficie con detención domiciliaria, un par de años después fue atrapado de nuevo, en Perú, acusado de narcotráfico.



Desde Lima y en contacto con Unitel, Gerardo Castro, abogado experto en extradiciones, indicó que en su país se sigue un modelo mixto y que es primero el poder judicial el que decide y que la intervención termina con una resolución consultiva de la Corte Suprema para posteriormente, el expediente, pasa al poder ejecutivo quien decide si lo extradita o no.

Si lo aprueba, asegura Castro, inmediatamente los agentes de Interpol de Perú se pone en contacto con las autoridades de la justica norteamericana para coordinar la extradición. «Todo hace indicar que Perú lo va a entregar a EEUU», apuntó.

El abogado considera que si la autoridad central de EEUU demuestra el vínculo de la persona con los hechos que se investiguen «es muy difícil que Perú no lo entregue, puede demorar, pero lo más probable es que se lo entregue al Estado requirente».

Sobre el argumento que puede utilizar la defensa de Roca Suárez sobre que ya purgó una pena por narcotráfico, Castro considera que «todo hace indicar que la detención ha sido realizada por hechos posteriores a los cargos por los que cumplió condena en EEUU«.

«En el caso de Roca Suárez, es posible que los mecanismos de defensa puedan evaluar o alegando ciertas violaciones al principio que rigen el proceso de extradición. Cuando hay argumentos de la defensa como, inicialmente, en este caso, alegaba ser deportado y entregado a su país de origen, pero también se ha conocido que la propia defensa alega inocencia en el proceso de extradición. Ambos temas son difíciles de amparar. La inocencia no se ven en un proceso de extradición, sino en los tribunales del Estado requirente«, señaló.

Fuente: Unitel