Manifestaciones en Alemania piden el fin de la guerra en Ucrania

En Berlín, adonde llegan cada día diez mil refugiados ucranianos, muchos participaron en la marcha. Se han habilitado espacios públicos como refugio de emergencia, incluido el antiguo Aeropuerto de Tegel.

Una carroza de Carnaval, traída desde Düsseldorf, muestra a Putin tratando de comerse un mapa de Ucrania con la bandera y el lema ¡atragántate!.
Una carroza de Carnaval, traída desde Düsseldorf, muestra a Putin tratando de comerse un mapa de Ucrania con la bandera y el lema «¡atragántate!».

 

Decenas de miles de personas se manifestaron este sábado (13.03.2022) en Berlín, así como en otras ciudades alemanas, incluidas Hamburgo, Frankfurt o Stuttgart, para protestar contra la invasión rusa de Ucrania. También hubo llamamientos contra el rearme occidental y por la protección del clima.



La manifestación en Berlín arrancó a mediodía de la céntrica plaza de Alexanderplatz y culminó en la Columna de la Victoria, en el parque Tiergarten, tras pasar por la Puerta de Brandemburgo. Según los organizadores, se congregaron en la capital 60.000 personas bajo el lema «Stop a la guerra, paz y solidaridad con la gente de Ucrania», aunque la policía municipal calcula que fueron entre 20.000 y 30.000 manifestantes. En cualquier caso, menos de los 100.000 que el pasado 27 de febrero se congregaron en la capital alemana en contra también de a invasión rusa de Ucrania.

Durante un discurso al término del recorrido, el presidente de la Asociación Alemana de Sindicatos (DGB), Reiner Hoffmann, pidió un fin inmediato de la guerra y exigió mantener abiertas las fronteras a todos los que huyen del conflicto. Además, se manifestó a favor de las sanciones contra Rusia, aunque indicó que la postura de la DGB es contraria a suministrar armas al Ejército ucraniano, lo que le valió algunos abucheos desde la multitud, de acuerdo con el diario «Tagesspiegel».

Desde otra tribuna, situada junto a la Puerta de Brandemburgo, la organización de jóvenes ucranianos «Vitsche», que había convocado una protesta separada, pidió una zona de exclusión aérea sobre Ucrania y la adhesión inmediata del país a la Unión Europea (UE). Algunos manifestantes, entre los que se contaban también refugiados ucranianos recién llegados a Berlín, cantaron el himno nacional y entonaron el lema nacionalista «Slava Ukrayini» (Gloria a Ucrania).

«Actualmente calculamos que llegan más de 10.000 personas aquí todos los días», calculó hoy el portavoz de la comisión Social del Senado, Stefan Strauss, citado por el servicio de prensa evangélico. Aunque explica que la mayoría no pide alojamiento de emergencia, solo la noche del sábado se instló en refugios de emergencia unas mil personas, para lo que se han habilitado la estación central de trenes, salas de exposiciones y, ahora también, el antiguo Aeropuerto de Tegel.

Ucrania es un país de Europa, se puede leer en la pancarta de este manifestante.
Una carroza de Carnaval, traída desde Düsseldorf, muestra a Putin tratando de comerse un mapa de Ucrania con la bandera y el lema «¡atragántate!».

«Ucrania es un país de Europa», se puede leer en la pancarta de este manifestante.

Berlín necesita más apoyo del gobierno federal, apeló la alcaldesa gobernante de Berlín, Franziska Giffey (SPD), quien junto con la senadora Katja Kipping (Die Linke) visitó Tegel hoy: «Dependemos de que el gobierno federal se haga cargo de la coordinación y registro y de que envíe más personal a Berlín», dijo.

Las manifestaciones, organizadas por más de medio centenar de organizaciones pacifistas, medioambientales, religiosas y de derechos humanos, así como sindicatos e iglesias, reunieron, según los propios organizadores a 35.000 participantes en Stuttgart, 12.000 en Frankfurt; 10.000 en Hamburgo y 8.000 en Leipzig. En estos casos, el cálculo policial coincide más con el de los organizadores.

En Hamburgo, la manifestación se abrió también con el himno nacional ucraniano y un minuto de silencio. El pastor de la diaconía de Hamburgo, Dirk Ahrens, dijo que «acoger a los refugiados es ahora nuestra primera tarea». Y que la manifestación demostraba que «la sociedad no está dividida, sino notablemente unida».

lgc (dpa/edp/efe)

Fuente: www.dw.com