Santa Cruz, sexto día de bloqueo en Guarayos: Desesperación entre los transportistas que se quedan sin agua y alimento

Los campesinos Interculturales ya no permiten el paso de ningún vehículo. Hay desesperación en los choferes que cargan con animales sin agua y comida. Se estima una fila de 5 kilómetros. El Gobierno aún no ha llegado al lugar.

 

 



Larga fila de camiones varados en Guarayos / Foto: EL DEBER

Larga fila de camiones varados en Guarayos / Foto: EL DEBER

 

 

Fuente: El Deber

Elizabeth La Fuente

 

 

Drama en la provincia cruceña de Guarayos. Sin cuarto intermedio para el paso de vehículos, una larga fila de camiones de transporte pesado, de aproximadamente 5 kilómetros, se quedó a medio camino. Varados, con cargamento y animales, sin agua y sin comida.

El tráfico de la carretera que conecta Santa Cruz con Trinidad lleva seis días cerrado por un numeroso grupo de campesinos Interculturales, asentados en dos comunidades -San Antonio del Junte y Cerro Grande-, cuya demanda principal es pedir justicia por la muerte del joven Franklin Delgadillo y la solución al conflicto por tierras.

Óscar Llave, uno de los tantos choferes de camiones varados desde la noche del jueves, relató a EL DEBER Radio las horas de angustia y desesperación que les ha tocado vivir en plena carretera.

“Estamos cansados de esperar en estas condiciones. Esta situación se va a salir de control, pueden darse enfrentamientos”, dijo en un breve contacto.

La fila es tan larga, prosiguió, que desde el lugar donde se encuentra no puede ver la zona donde está el grupo de campesinos en la comunidad Cerro Grande.

Al igual que el resto de afectados, pide al Gobierno tomar cartas en el asunto, dar solución al conflicto y la intervención de la Policía.

Asimismo, Llave indicó que al ser tiempo de cosecha, hay cargamentos de arroz y maíz que deben llegar a destino para luego ser distribuidos.