En el día de la Tierra, Google nos muestra los efectos del cambio climático en su Doodle

Hoy es el Día de la Tierra, un día para pensar en las reformas que tenemos que hacer en nuestra casa, para hacer una lista de las goteras, de las paredes que se caen y los techos que necesitan reparación. Tenemos que cuidar a nuestro planeta, y no es solo una mentalidad eco-hippie, es cuestión de supervivencia.

Google ha dedicado hoy su logo, su Doodle del día, para mostrar los cambios en un escenario específico durante los últimos años.



Se trata de una animación y una imagen que muestra el antes y el después de algunas escenas capturadas desde satélite y mostradas en Google Earth. Comentan que han conseguido imágenes también de otras fuentes para mostrar los impactos del cambio climático en nuestro planeta. Google ya ha realizado varias acciones para ayudar a frenar este impacto, las podéis leer en este artículo.

El Cambio Climático (lo pongo con mayúsculas para ver si llama más la atención) hace referencia a como cambian las temperaturas y los patrones climáticos a largo plazo.

Es cierto que en la historia de nuestro planeta han existido varios cambios, varias eras que marcaban un «antes y un después» en la vida de la superficie, pero las actividades humanas están acelerando el proceso, algo perfectamente notable desde que comenzaron las actividades industriales en el siglo XIX. Son muchos los factores que afectan a este cambio, que lo aceleran, pero el principal es la quema de combustibles fósiles, ya que los gases producidos atrapan el calor en la atmósfera y hacen que las temperaturas aumenten de forma global en todo el planeta, causando caos en las temperaturas y fenómenos impredecibles.

Las energías renovables siguen siendo un camino para evitar esta aceleración, aunque nos acercamos al punto sin retorno, al punto en el que igual es demasiado tarde.. y mientras tanto millones de personas siguen saltando de alegría cada vez que se encuentran pozos de petróleo.

Hoy solo es un día, pero es un buen día para pensar más en el asunto, aunque nunca debería de salir de nuestra cabeza.

Fuente: Link