Biodiésel: Arce destina Bs 402,7 millones para la producción de palma aceitera y otros cultivos

Se trata del «proyecto estrella» del presidente Luis Arce.Biodiésel: Arce destina Bs 402,7 millones para la producción de palma aceitera y otros cultivos

Por Juan Carlos Véliz

Fuente: Brújula Digital

 



La producción de «diésel ecológico» en Bolivia tiene el objetivo de reducir las importaciones de ese carburante y por defecto la subvención estatal a los hidrocarburos.

Arce anunció el sábado que Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), empresas dedicadas a la producción de petróleo y el Ministerio de Desarrollo Rural emprendieron la producción de palma africana en varias regiones del país para usarla como materia prima en la producción de diésel que denomina «ecológico».

«Esa palma genera un aceite que sirve como materia prima para la producción de un diésel ecológico, de un diésel que no es un hidrocarburo, sino que es producto de la naturaleza, de la producción agropecuaria; y es un combustible, si ustedes quieren, renovable» explicó entonces.

También anunció que la producción comenzará el próximo mes en una «pequeña planta» de Aceites Vegetales Hidrotratados (HVO, en inglés) y para agosto del siguiente año se construirá una planta mucho más grande para cubrir el 50 o 55% de la demanda del país.

En 2021, Bolivia importó diésel por un valor de 1.500 millones de dólares, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE).

Bajo la lógica del Mandatario, con la producción de «diésel ecológico» el país podría ahorrar al menos 750 millones de dólares, al menos eso proyecta un cálculo básico.

Para cumplir con esa meta creó un «programa de fomento para la producción de plantas oleíferas» con el objetivo de «implementar condiciones técnicas y tecnológicas para el desarrollo de cultivos y de la base de especies oleíferas, impulsando en zonas potenciales las capacidades de los productores locales con el manejo sostenible del cultivo en términos económicos, ambientales y sociales», según se lee en el decreto que autoriza la creación del programa.

Este emprendimiento será ejecutado por el Instituto Nacional de Innovación Agropecuaria y Forestal (INIAF) y tendrá una vigencia de cinco años.

Para la ejecución del programa de fomento a la producción de especies oleíferas el Ministerio de Economía transferirá al INIAF, «de acuerdo a la disponibilidad de recursos para el periodo 2022-2026», el monto de hasta Bs 402.751.536 del Tesoro General de la Nación.

Entre los componentes integrados en el presupuesto se encuentran innovación tecnológica, semilla y producción de plantines, sanidad vegetal y transferencia tecnológica que serán ejecutados desde 2022 hasta 2026.

También se proyectó presupuesto para las auditorías externas y consultorías para el mismo periodo de tiempo por un monto de Bs 81.040.776.

Los ministerios de Economía, de Planificación del Desarrollo e INIAF tienen autorización para modificar sus presupuestos. El INIAF además puede realizar transferencias público-privadas «en especie» a los beneficiarios del programa.

El programa fomentará la producción de especies oleíferas como la jatrophamacororó y palma aceitera, éstas serán usadas como materia prima para la elaboración de aceites crudos y después diésel.