En Catar, el negocio de revender boletos es un secreto a voces

En el Mundial de fútbol de Catar, a medida que se acercan los partidos de cuartos de final aumentan las reventas de entradas. RFI estuvo con los hinchas en Catar, con ocasión del último partido disputado por Argentina.

Por:Carlos Pizarro

El principal centro de entradas del Mundial de fútbol de Catar, en Doha, en una imagen del 16 de octubre de 2022
El principal centro de entradas del Mundial de fútbol de Catar, en Doha, en una imagen del 16 de octubre de 2022 Giuseppe Cacace AFP

Por nuestro enviado especial a Doha, Carlos Pizarro.



Es sábado 3 de diciembre. Apenas quedan dos horas para el comienzo de un nuevo encuentro de Argentina en el Mundial. Mientras miles de hinchas se dirigen hacia las puertas de la cancha en Doha, junto a la salida del metro, una veintena de personas disimulan un folio en la mano, donde se puede leer ‘I need a ticket’ (“Necesito un boleto”).

Estos fanáticos se acercan en busca de alguna entrada que les permita ver a Messi y sus compañeros en directo. Gabriel no desespera y busca el momento ideal para encontrar a alguien que le pueda vender una entrada.

“Yo vine para los partidos de Ecuador, uno me lo regalaron y el otro me costó 20 dólares. Los otros de Argentina me costaron 200 dólares cada uno y hoy no puede ser la excepción”, explica a RFI. “Es fácil comprar los tickets porque la gente ya viene desesperada y por el tema del formato que han hecho para la compra de entradas, mucha gente se queda con las boletas en la mano”.

Un aumento en semifinales

El presupuesto de Gabriel son 200 dólares, pero los precios han subido considerablemente. Se espera que para semifinales irán aumentando en más de un 90%.

Más escondidos que los que buscan los tickets se encuentran los pocos aficionados que hacen su negocio con la venta. RFI se acerca con el micrófono oculto. Lucas y Hernán son bonaerenses e intentan revender un boleto de un familiar que no pudo venir en el último momento.

“Cuestan en reventa 900 dólares en categoría 1. Sino son entre 400 y 500”, dicen. Según la FIFA, prácticamente la totalidad de los boletos ya fueron asignados, aunque no todos han sido otorgados a un comprador final.