Guterres: «Ya no se dan las condiciones para el suministro efectivo de ayuda en la Franja de Gaza»

El secretario general de la ONU señaló que el colapso completo del sistema de apoyo humanitario en el enclave «tendría consecuencias devastadoras».
Guterres: "Ya no se dan las condiciones para el suministro efectivo de ayuda en la Franja de Gaza"

Fuente: ActualidadRT

«Ya no se dan las condiciones para el suministro efectivo de ayuda» en la Franja de Gaza, declaró el viernes el secretario general de la ONU, António Guterres en una reunión del Consejo de Seguridad sobre el conflicto palestino-israelí.

«Existe un alto riesgo de que colapse totalmente el sistema de apoyo humanitario en Gaza, lo que tendría consecuencias devastadoras«, advirtió. «No puedo insistir lo suficiente en que las Naciones Unidas están totalmente comprometidas a permanecer y cumplir con la población de Gaza. Y rindo homenaje a los heroicos trabajadores humanitarios que siguen comprometidos con su trabajo a pesar de los enormes peligros para su salud y sus vidas. Pero la situación se está volviendo insostenible», expresó.



El secretario general explicó que «el riesgo de colapso del sistema humanitario está fundamentalmente relacionado con la total falta de seguridad del personal» de la ONU en el enclave y con «la naturaleza e intensidad de las operaciones militares» de Israel, que están «limitando gravemente el acceso a las personas que lo necesitan desesperadamente».

«La amenaza a la seguridad del personal de las Naciones Unidas en Gaza no tiene precedentes», indicó Guterres, agregando que 130 de sus colegas murieron en la zona, muchos de ellos con sus familias.

«La brutalidad de Hamás no puede justificar el castigo colectivo»

El alto funcionario también criticó la intensidad con la que Israel está llevando a cabo su operación terrestre en el enclave palestino. Si bien Guterres condenó el ataque de Hamás del 7 de octubre a territorio israelí, también señaló que la brutalidad perpetrada por el grupo militante «nunca puede justificar el castigo colectivo contra el pueblo palestino». El secretario general recordó que «el derecho internacional humanitario incluye el deber de proteger a los civiles».

«La población de Gaza se acerca al abismo. La comunidad internacional debe hacer todo lo posible para poner fin a su tormento. Insto al Consejo [de Seguridad de la ONU] a que no escatime esfuerzos para lograr un alto el fuego humanitario inmediato que proteja a los civiles y suministre urgentemente ayuda vital», reiteró.

Según Guterres, los ataques aéreos, terrestres y marítimos de Israel «son intensos, continuos y generalizados» y obligan a la población «a desplazarse como bolas de ‘pinball’ humanas». «Pero ningún lugar de Gaza es seguro«, agregó.

Además, denunció que «los gazatíes se están quedando sin comida, por lo que más de un tercio de los desplazados del sur «simplemente se mueren de hambre«.

Mientras, según Guterres, las condiciones en los refugios son antihigiénicas y están sobrecargados: la gente se cura heridas abiertas, hace cola para ir al baño, duerme en el suelo y lleva ropa que no ha limpiado en dos meses.

«Grave riesgo de agravar las amenazas existentes»

Asimismo, destacó el «grave riesgo de agravar las amenazas existentes al mantenimiento de la paz y la seguridad internacionales».

«Ya hemos visto el desbordamiento en Cisjordania ocupada, el Líbano, Siria, Irak y Yemen. Existe claramente, en mi opinión, un grave riesgo de agravar las amenazas existentes al mantenimiento de la paz y la seguridad internacionales», indicó.

«Los horrores se repetirán»

Por su parte, el representante de Israel ante la ONU Gilad Erdan señaló que, si no se destruyen a Hamás, «se repetirán horrores» como los del 7 de octubre. Según él, «seguirá cometiendo atrocidades una y otra vez».

«El llamamiento al alto el fuego transmite un mensaje claro: se perdona a Hamás sus atrocidades», denunció. Además, aseguró que el grupo militante «quiere maximizar las bajas civiles» y «fabrica el número de muertos».

  • El miércoles, Guterres se dirigió al Consejo de Seguridad invocando el Artículo 99 de la Carta fundacional para instar a actuar ante la amenaza que presenta el conflicto palestino-israelí para la seguridad internacional.
  • Se trata de un artículo, que no ha sido invocado en décadas, que establece que «el secretario general podrá señalar a la atención» del organismo cualquier asunto que, «a su juicio, pueda amenazar el mantenimiento de la paz y la seguridad» mundiales.