Pese al pedido del Gobierno, cañeros confirma tractorazo por el etanol y anticipan caravana de 500 máquinas

La medida fue ratificada para este miércoles y los organizadores anticipan que la caravana partirá del norte cruceño con el objetivo de llegar hasta la ciudad capital

Rodolfo Orellana

[Foto: Rodolfo Orellana – UNITEL] / La reunión se realizó este lunes en Santa Cruz

Fuente: Unitel



La Confederación Nacional de Cañeros (Concabol) y la Federación de Cañeros de Santa Cruz se reunieron este lunes para ultimar detalles sobre la realización del denominado ‘tractorazo’ que está previsto para el miércoles 13 de diciembre, esto en demanda de un incremento en el precio del etanol que negocia con el Gobierno nacional.

El presidente de Concabol, Óscar Arnez, anticipó que en la medida se tendrá la participación de al menos 500 máquinas, entre cosechadoras, tractores y camiones, que activarán la caravana desde las 06:00 en el municipio de San Pedro (en el norte cruceño) y de allí se dirigirán hasta la ciudad de Santa Cruz de la Sierra.

 

Una vez los motorizados lleguen a la capital cruceña, se hará una concentración en el monumento del Cristo, sobre el segundo anillo, en donde los cañeros expresarán su descontento y harán un nuevo llamado a las autoridades de Gobierno para que se de viabilidad a su pedido.

El directivo acotó que se última la parte logística entre los participantes y se están sumando todos los sectores a nivel nacional, incluido Bermejo.

“Empezamos con una maquinaria de casi 300 tractores, pero en las últimas reuniones que tuvimos, hemos tenido con diferentes sectores y nos han brindado el apoyo total a este tractorazo ya estamos sumando más de 500 maquinarias”, dijo Arnez.

La confirmación de la protesta se da horas después de que el Gobierno exhortara al sector a suspender la protesta, aunque no modificó su propuesta.

Para la Comisión Nacional de Productores Cañeros de Bolivia (Concabol), es necesario un incremento de 10 centavos de dólar (69 centavos de boliviano) para el litro del etanol para que el Gobierno, en lugar de pagar 4,80 bolivianos, desembolse 5,50 bolivianos.

Al respecto, el ministro de Hidrocarburos, Franklin Molina, aseguró el domingo que el planteamiento de los cañeros casi iguala el precio de importación de la gasolina; sin embargo, los productores recuerdan que a ellos les pagan en Bolivianos y a plazo, lo que evita la fuga de divisas.

“Nos han indicado que quieren subir como 10 centavos de dólar que, lógicamente, si uno agrega otros precios se estaría acercando a prácticamente casi el valor de importación de gasolinas que importa YPFB”, sostuvo este domingo Molina.