Fuerte temblor en Colombia este 21 de enero: se sintió en Bogotá y Medellín

Según el Servicio Geológico Colombiano el movimiento fue de magnitud 5.4 y el epicentro se dio en el departamento de Santander; es el segundo reportado por la entidad en menos de 12 horas.

Tembló en Colombia en la tarde del 21 de enero de 2024 – crédito Mike Blake/Reuters

Fuente: Infobae

 



 

Un sismo de considerable magnitud se presentó en gran parte del centro del país. Según información preliminar entregada por el Servicio Geológico Colombiano, el epicentro se dio en el departamento de Santander, específicamente en la Mesa de los Santos.

El movimiento presentado sobre las 12:19 de la tarde del domingo 21 de enero tuvo una magnitud de 5.4 en la escala de Richter, a una profundidad de 149 kilómetros. Las autoridades iniciaron de inmediato con la ruta de acción para verificar el estado de daños en ciudades como Bogotá y Medellín que sintieron el movimiento con gran fuerza.

Entretanto, el Cuerpo Oficial de Bomberos de Bogotá señaló que, una vez ocurrido el movimiento, no se han recibido llamadas de emergencia. “Luego del sismo que se sintió en Bogotá, no tenemos reportes o activación a través de la Línea de Emergencias 123. Estaremos monitoreando la ciudad por si un incidente ocurre. Recuerda reportar cualquier situación”.

Servicio Geológico Colombiano indicó que se trató de un temblor con magnitud 5.4 - crédito SGCServicio Geológico Colombiano indicó que se trató de un temblor con magnitud 5.4 – crédito SGC

En Medellín, otro de los puntos donde se sintió con fuerza el movimiento, tampoco se ha registrado un reporte de daños, aunque las autoridades se mantienen en alerta y ya iniciaron con labores de inspección para hacer una evaluación preliminar de los daños.

Es la segunda vez en menos de 12 horas que el país siente un temblor de consideración, pues en la mañana del domingo 21 de enero también se reportó un temblor de magnitud 3.2 con el mismo epicentro. Asimismo, las autoridades nacionales hicieron un llamado para seguir las instrucciones de los equipos de brigadistas conformados en oficinas, conjuntos residenciales y zonas de concurrencia como centros comerciales y plazas públicas.

Aunque no existe reportes preliminares de afectaciones a estructuras o informe de heridos, en redes sociales decenas de internautas reportaron el angustioso momento, asegurando que se sintió con fuerza, especialmente en edificaciones de gran altura. “Ese temblor me movió hasta la conciencia” y “Mano, como hacen los temblores en la mesa de los santos pa ser tan fuertes, cuando los temblores tienen una hpta profundidad de 100 kilómetros y una magnitud de 5.0?”, son algunos de los comentarios.

Usuarios en redes comentaron sobre el temblor ocurrido en Colombia el 21 de enero - crédito red social XUsuarios en redes comentaron sobre el temblor ocurrido en Colombia el 21 de enero – crédito red social X

El angustiante momento dio espacio también para chistes y burlas. Incluso, algunos usuarios aseguraron que el movimiento telúrico se dio como consecuencia de la muerte de Piedad Córdoba, quien falleció el 20 de enero por cuenta de un infarto.

“Como así que el temblor fue que Piedad Córdoba se cayó de cabeza al infierno, sean serios jajaja” y “Otro temblor, se está acomodando el infierno para la llegada de la guerrillera Piedad Córdoba y todos los delitos que lleva encima”, son otros de los comentarios.

Algunos internautas hicieron bromas por el temblor del domingo 21 de enero de 2024 - red social XAlgunos internautas hicieron bromas por el temblor del domingo 21 de enero de 2024 – red social X

Esta es la razón por la que tiembla en Colombia

La ubicación geográfica de Colombia, sobre las placas de Nazca y la Sudamericana, contribuye a su diversidad geológica y a la frecuencia de sismos que experimenta el territorio. Según Flover Rodríguez-Portillo, director ejecutivo de la Asociación Colombiana de Geólogos y Geofísicos de la Energía (ACGGP), esta situación geológica debe ser entendida desde dos aspectos que, aunque suelen confundirse, son completamente diferentes.

Tal es el caso de la magnitud y la intensidad de un terremoto, siendo la primera una medida de la energía liberada y la segunda de la capacidad de destrucción del mismo. La magnitud se mide en la escala de Richter, y la intensidad, en la escala de Mercalli.

Asimismo, John Makario Londoño Bonilla, director de Geoamenazas del Servicio Geológico Colombiano (SGC), aclara que la predicción de sismos es una tarea imposible con las tecnologías actuales debido a la dinámica de la Tierra. El SGC posee redes de monitoreo que cubren el país, incluyendo estaciones sísmicas y observatorios vulcanológicos y sismológicos, facilitando así la detección de movimientos telúricos. Las regiones con mayor sismicidad incluyen las áreas sobre las cordilleras y el litoral pacífico, así como ciertas áreas de alta amenaza identificadas en el mapa de riesgo sísmico nacional.

Frente a la imposibilidad de predecir terremotos, la preparación se convierte en la clave. La infraestructura y la pedagogía social deben orientarse a la prevención de daños, considerando planes de emergencia familiares y kits de supervivencia. Según Rodríguez Portillo y Londoño Bonilla, la gestión del riesgo es un compromiso colectivo que va desde la responsabilidad individual hasta el nivel gubernamental, resaltando así la corresponsabilidad en la mitigación de desastres naturales.