Viceministra Cruz advierte un sesgo de género en la detención de la madre de niños víctimas de infanticidio en Viacha

HABLARÁ CON LA FISCALÍA

La detención de una mujer, cuyos hijos y pareja aparecieron muertos en su casa de Viacha, ha generado polémica respecto a si correspondía iniciarle un proceso penal. En opinión de la viceministra de Igualdad de Oportunidades, Nadia Cruz, existe un “sesgo de género” y “estereotipación” en este caso, además de que habría un exceso hacia la imputada.



Fuente: erbol.com.bo

En este caso, las investigaciones apuntan a que el padre de familia quitó la vida a sus tres hijos (dos niñas y un niño), para después quitarse la vida, mediante la ingesta de algún tóxico.

La Fiscalía imputó a la mujer, madre de los niños, por el delito de homicidio-suicidio, mediante el cual se sanciona a quien indujere a una persona a quitarse la vida. Entre los elementos que se cuenta, están mensajes escritos en ladrillos, donde el hombre culparía de las muertes a la madre de sus hijos por un problema sentimental.

Cruz señaló que, de acuerdo con un análisis inicial, se estaría “abriendo una causa criminal basada en estereotipos, en la asignación de roles de género y evidentemente con un sesgo de género bastante profundo”.

La Viceministra criticó que la justicia tome decisiones en base a una presión social. “Lastimosamente no sería el primer caso en el que las autoridades fiscales y judiciales se ven presionadas por manifestaciones, por una suerte de presión a través de redes, a través de marchas o movilizaciones por parte de la gente, sin embargo no hay que olvidar que jueces y fiscales en particular deben ajustar su accionar al marco legal”, exhortó.

Señaló que al tratarse de un caso de infanticidio con suicidio por parte del padre de familia, las motivaciones detrás del suceso no están vinculadas directamente al hecho criminal, por lo cual sería un exceso abrir un proceso penal contra la madre.

Anunció que hablará con el fiscal departamental para ver si correspondía o no abrir una causa criminal y los fundamentos que han llevado a hacerño.

“S los fundamentos están basados en estereotipos, en asignación de roles o en prejuicios respecto de las mujeres, pues evidentemente no se puede utilizar el sistema de Justicia penal, el poder punitivo del Estado para castigar bajo sesgos morales o de otro tipo”, agregó.