Investigador dice que resultados de la lucha contra el narcotráfico no compensan el financiamiento

El investigador compartió criterios sobre el libro que realizó bajo el título “Economía del narcotráfico: desinstitucionalización y políticas en Bolivia”.

imagen aleatoria
Foto: FELCN

Fuente: ANF

Carlos Arze, investigador del Centro de Estudios para el Desarrollo Laboral y Agrario (Cedla), sostuvo que los resultados de la lucha contra el narcotráfico reflejaron una caída en el valor de la afectación a ese ilícito pese a un incremento en el financiamiento antidroga.



“Los resultados de las acciones de la Policía, de la FELCN, muestran que hay una caída en la destrucción de la infraestructura y en el apresamiento de las personas metidas en el negocio, en las incautaciones de precursores; hay una caída en el valor de esa tarea policial, pese a un incremento importante del financiamiento que ahora vienen del Tesoro General de la Nación, porque antes venía del gobierno de Estados Unidos”, dijo Arze.

El investigador compartió criterios sobre el libro que realizó bajo el título “Economía del narcotráfico: desinstitucionalización y políticas en Bolivia”.

Entre las primeras políticas que condujo a ese “fracaso” de la lucha contra el narcotráfico, según el estudio, está la expansión de las hectáreas de hoja de coca para el supuesto “consumo tradicional”.

Ley de la Coca, aprobada en 2017 bajo el gobierno de Evo Morales, elevó en 83% la extensión de las zonas autorizadas para el cultivo de la hoja de coca, pasando de 12.000 a 22.000 hectáreas. De esas 10.000 hectáreas nuevas, 7.700 fueron para el Trópico de Cochabamba y 2.300 para los Yungas de La Paz.

“Según datos de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), entre 2006 y 2023, el 93% de la coca producida en el Chapare y el 19% de lo producido en los Yungas no se comercializó en el mercado legal. Al respecto, el investigador del Cedla señala que esos volúmenes ‘tienen un destino que no se conoce, presumiblemente un uso ilegal para la producción de droga’”, indica parte de la nota de prensa de la institución no gubernamental.

El investigador resaltó que, en el último informe del Grupo de Acción Financiera de Latinoamérica del 2011 que conoció, no existían números significativos de personas procesadas y sentenciadas por esas actividades ilegales. Sumado a eso, el “fracaso” de la lucha contra el narcotráfico también se refleja en los casos icónicos donde se reportó la caída de jefes policiales, la presencia de capos del narcotráfico, la protección, etc.

“Hay un fracaso en estas políticas y también hay unos resultados muy magros, resultados que son casi cero de esta política de persecución a las ganancias ilícitas, al lavado de dinero”, agregó Arze.

Una de las muestras de esta débil lucha contra las drogas es la firma para la adquisición de radares hace 10 años, pero hasta ahora no operan a plenitud para detectar a las narcoavionetas que cruzan las fronteras de Bolivia.

//FPF//