La televisión estatal iraní asegura que «no hay signos de vida» en los restos del helicóptero en el que viajaba el presidente Raisí

Las esperanzas de encontrar a los ocupantes de la aeronave con vida se desvanecen. Un miembro del Gobierno iraní le ha dicho a la agencia Reuters que el helicóptero estaba «completamente calcinado».

Fuente: El país.com

El presidente de Irán, Ebrahim Raisi (izq.) y el presidente de Azerbaiyán, Ilham Aliyev (der.), durante la inauguración de una presa en la frontera compartida entre ambos países, el 19 de mayo de 2024, en una foto distribuida por la oficina presidencial iraní.



La televisión estatal iraní ha informado en la mañana de este lunes de que “no hay signos de vida” en los restos del helicóptero en el que viajaban el presidente de Irán, Ebrahim Raisí, y otros destacados dirigentes de la República Islámica, un día después de que éste se accidentara en una zona montañosa y de difícil acceso cerca de Varzeqan, en el noroeste del país.

La noticia se conoce poco después de que la Media Luna Roja informase del hallazgo de los restos del helicóptero siniestrado. Al hacer el anuncio a los medios estatales iraníes, el jefe de esa organización, Pir Hossein Kolivand, dijo que se encaminaban al lugar del accidente y aseguró que la situación no era buena. Más tarde, un miembro del Gobierno iraní que habló en condición de anonimato le dijo a la agencia Reuters que el helicóptero estaba “completamente calcinado”. “Desgraciadamente, se teme que todos los pasajeros estén muertos”, ha añadido.

Lea también:

El helicóptero en el que volaba el presidente iraní, en paradero desconocido tras un accidente

En el helicóptero, que se accidentó el domingo tras realizar un “aterrizaje de emergencia”, según informó el ministro del Interior, Ahmad Vahidi, viajaba también el ministro de Exteriores, Hossein Amir Abdollahian. Los equipos de rescate comenzaron un operativo de búsqueda que se complicó por las condiciones meteorológicas de lluvia y niebla y el terreno boscoso.

A primera hora del lunes, un dron turco que participaba en las tareas de búsqueda identificó una fuente de calor que se creyó podría ser el helicóptero siniestrado y compartió las coordenadas del lugar con las autoridades iraníes, según informó la agencia turca Anadolu.

A lo largo de la jornada del domingo, la Media Luna Roja tuvo que desmentir algunas informaciones de que los servicios de rescate habían encontrado la aeronave siniestrada. Por su parte, el líder supremo, Ali Jameneí, hizo un llamamiento a la calma en un encuentro con familiares de miembros de la Guardia Revolucionaria. “El pueblo de Irán no debe preocuparse, no habrá interrupciones en las funciones del país”, afirmó, según la agencia de noticias estatal Irna. Posteriormente, Jameneí lanzóo un segundo mensaje en su cuenta de la red social X: “Esperamos que Dios Todopoderoso devuelva al respetado y estimado presidente y su séquito a los brazos de la nación”.

Lea también: 

El Ejército iraní afirma que ha localizado el helicóptero en el que viajaba el presidente Ebrahim Raisí

La agencia de noticias semioficial iraní Fars pidió a los iraníes que recen por el presidente, y la televisión estatal emitió imágenes de fieles orando en la ciudad de Mashhad. El país esperaba ansioso los detalles de un suceso que en la noche del domingo aún estaba rodeado de muchas incógnitas. “Nadie sabe exactamente qué ha pasado y cómo están el presidente y otros políticos. La situación es muy complicada”, asegura el analista Abas Aslani a la televisión Al Jazeera. “A medida que pasa el tiempo, la esperanza decae porque las condiciones en la zona son cada vez más difíciles”, continuaba este analista Centro de Estudios Estratégicos de Oriente Próximo.

El ministro Vahidi informó a primera hora de la tarde de la puesta en marcha de un dispositivo de emergencias en la zona para tratar de hallar el helicóptero y a sus ocupantes, pero las características de esta región, de escarpadas montañas y tupidos bosques, además de una densa niebla, han dificultado la tarea. “Las condiciones climáticas son muy desfavorables y difíciles. Usamos un dron, pero debido al mal tiempo, no es posible buscar por vía aérea”, precisó Pir Hossein Kolivand, jefe de la Media Luna Roja iraní.

El helicóptero en el que viajaba Raisí despega desde la presa de Qiz Qalasi, este 19 de mayo. / Foto: AP