Bolivia alista el salto a la Tv digital, que reemplazará desde 2012 a la analógica

El usuario tendrá que asumir el costo del equipo de transformación de su televisor, calculado en 30 dólares.

El estándar chino es el más nuevo y es un sistema que supera las falencias de sus antecesores.

La Prensa

El Gobierno anunció que en 2012 la televisión digital terrestre (TDE) comenzará a desplazar a la Tv analógica que actualmente se usa en el país. Para diciembre de este año, las autoridades escogerán el estándar para ingresar en el nuevo sistema que está a prueba en Brasil, Uruguay y Colombia.

El Órgano Ejecutivo estima que para la transición los usuarios tendrán que adaptar sus televisores con un decodificador de un costo inicial de 30 dólares.

El viceministro de Telecomunicaciones, Roque Roy Méndez, explicó que el proceso de cambio “no será inmediato” y se necesitarán al menos diez años, de acuerdo con la experiencia internacional. “Hasta 2019 nosotros podríamos estar pensando en un apagón digital, pero las primeras experiencias de televisión abierta digital las podríamos tener a finales de 2011 o inicios de 2012”.

El ingeniero en telecomunicaciones Gustavo Jáuregui señaló a La Prensa que primero es necesario hacer un estudio de carácter técnico-económico sobre el costo que demandará adquirir los nuevos equipos necesarios para el sistema digital, y otro económico-social sobre el impacto en el usuario, porque tendrá que adaptar su televisor o desecharlo.

El ministro de Obras Públicas, Servicios y Vivienda, Wálter Delgadillo, aseguró que el Gobierno prepara el Plan Nacional de Televisión Digital para el cambio “cuando el 85 por ciento de los hogares se encuentren en condiciones de recibir esta señal de Tv digital”.

La televisión analógica es un sistema que transmite sólo la imagen y sonido en la señal abierta, es decir, no se toma en cuenta la televisión por cable.

La digital también permite acceder a servicios interactivos que dejan atrás el carácter pasivo del televidente y le permiten elegir con mayor detalle lo que quiere ver y cómo lo quiere ver. Por ejemplo, decidir el ángulo de la cámara en una jugada de fútbol, escoger la escena de una película, elegir el idioma y mejorar el audio e imagen de recepción del canal de Tv en el aparato.

Jáuregui explicó que otra ventaja del sistema digital es el mayor espacio en la banda de transmisión. Actualmente no puede habilitarse más canales de Tv porque existe esa limitación.

Este problema lo soluciona la nueva tecnología porque permitirá que en el lugar de uno haya cuatro señales, esto permitirá expandir a 120 los 30 canales de hoy.

Delgadillo informó que el objetivo del Gobierno con este cambio es “el acceso democrático al espectro electromagnético”, es decir, facilitar el acceso a las concesiones de radio y televisión y favorecer la reducción de la brecha digital.

Sin embargo, este cambio demandará un costo que, según el viceministro Méndez, lo tendrán que asumir las empresas operadoras y el usuario.

Jáuregui añadió que la inversión que estarán obligadas realizar las empresas es muy alta porque requerirán equipos de tecnología avanzada.

Algo similar se presenta para el televidente, quien tendrá que comprar un aparato transformador o decodificador que cambie la señal digital a analógica.

Jáuregui dijo que los costos varían conforme al estándar adoptado. Por ejemplo, si es el europeo, varía entre 50 y 150 dólares; en el caso japonés se encuentra en al menos 40 dólares.

De no adquirir este artefacto, las familias no podrán usar su televisor “viejo” o tendrán que comprar un nuevo monitor, que el especialista estima que será más costoso que el decodificador.

A decir del Gobierno, el precio actual del transformador es de 30 dólares, pero espera que se abarate en el tiempo que demande la implementación.

Delgadillo informó que recibieron la oferta de las cuatro regiones que tienen este servicio: la Unión Europea (DVB), Japón y Brasil (ISDB-T), China (DTMB) y Estados Unidos (ATSC).

El 29, 30 y 31 de julio, el Ministerio de Obras Públicas, junto con las embajadas de la Unión Europea, Japón y China, realizará la exposición y demostración de los cuatro sistemas en el seminario “Estándares de televisión digital terrestre”.

Delgadillo anunció que la elección deberá definirse indefectiblemente hasta diciembre.

Según Jáuregui, en 2008 Bolivia participó en un seminario en el cual firmó un acta con otros países de la región que aún no hicieron la elección del sistema, documento en el que acordaron seleccionar un solo estándar para economizar el costo y trabajar en forma coordinada en su implementación y adecuación.

Por el momento se desconoce cuánto le costará al país el cambio total. Sin embargo, para elegir se debe tomar en cuenta las características que ofrece cada sistema. Por ejemplo, el Chino es el más actualizado, y el de EEUU, el más antiguo, o la cooperación que ofrece la UE.

Delgadillo informó que el segundo paso del Gobierno será asegurar el periodo de transición y, finalmente, garantizar el desarrollo posterior que tendrá dos características: que sea una forma de inclusión social y que permita disminuir la diferencia que existe en el acceso a las tecnologías entre los distintos grupos sociales.

Un paso importante en este proceso es el denominado “apagón”, es decir, el momento en que el sistema analógico deja de funcionar completamente y es reemplazado por el digital. Estados Unidos dio este paso en junio. Este país fue el primero en crear el estándar digital. Brasil, Colombia y Uruguay están en proceso de implementación.

Diferencias de sistemas

En el mundo existen cuatro estándares de televisión digital establecidos:

El de la Unión Europea o DVB (digital video broadcasting), el japonés-brasileño ISDB-T (integrated services digital broadcasting), el de Estados Unidos o ATSC (Advanced Television Systems Commitee) y el Chino (DTMB).

El sistema americano (ATSC) fue el primero. Consta de una mejor calidad de sonido e imagen de alta definición, pero no posee capacidad para soportar la transmisión de datos y video en movimiento.

El europeo tiene capacidad para la transmisión de datos y video en movimiento y permite una señal más fuerte, pero su calidad es inferior a la del sistema americano.

El estándar japonés también permite una señal potente y, a diferencia del americano y del europeo, existen aplicaciones de recepción y transmisión en equipos portátiles móviles, como celulares.

El sistema chino es el más nuevo y tiene características más actualizadas. Según sus creadores, superó los problemas que presentó el americano en cuanto a transmisión y calidad de señal.

Perú decidió adoptar el estándar japonés-brasileño para el sistema de televisión digital terrestre (TDT), que asumirá a partir de 2011. Brasil adaptó el japonés a las características de sus sistema de televisión. Uruguay y Colombia adoptaron el sistema europeo. Ecuador está en proceso de elección.

Los datos

El Gobierno implementa la televisión digital terrestre dentro del Plan Nacional de Tv Digital.

El primer paso es la elección del estándar entre las cuatro opciones mundiales.

El segundo es asegurar el periodo de transición de adaptación de los televisores.

El tercero, garantizar el desarrollo del sistema en toda la sociedad boliviana.

El Gobierno prevé un periodo de diez años para la transformación total de nuevo sistema.

El miércoles 29, el presidente Evo Morales inaugurará el seminario sobre televisión digital.

El Gobierno aún no tiene una normativa para regular en el futuro este servicio.