Evo abandona Vicepresidencia después de esperar más de dos horas a marchistas indígenas

El Presidente lamentó la ausencia de los indígenas, “no sé si realmente los hermanos tienen una reivindicación o a un rol de figuración en los medios de comunicación", comentó.

imageEl presidente Evo Morales y ministros de Estado Iván Canelas, Wilfredo Chávez, en conferencia. Foto: ABI

    La Paz, 20 oct (ABI).- El presidente Evo Morales dejó el jueves el edificio de la Vicepresidencia después de esperar más de dos horas a los marchistas del Territorio Indígena Parque Nacional Isiboro Sécure (TIPNIS) para instalar el diálogo y concertar soluciones a las demandas de los nativos, que rechazan la construcción del tramo II de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos.



    El Jefe de Estado junto a varios ministros de Estado decidieron retirarse de las instalaciones de la Vicepresidencia por razones de agenda.

    En una previa conferencia de prensa, el Mandatario ratificó que es difícil realizar la reunión en Palacio de Gobierno, como piden los indígenas, porque se encuentra en remodelación, al recordar que no es la primera vez que se reúne con sectores sociales en la Vicepresidencia, por la facilidad y comodidad que tiene para trabajar en diversos temas.

    "Porque la vicepresidencia, ustedes saben que cuando son con 40 ó 50 es en la vicepresidencia, no tenemos espacio en el Palacio de Gobierno, apenas alcanza para 40. No es ningún capricho", justificó.

    Dijo además que los ambientes de la vicepresidencia facilitan el diálogo porque generalmente se necesitan documentos que consultar, para confirmar datos o revisar otros convenios, al recordar que se reunió en esa sala con dirigentes de la Central Obrera Boliviana, de las Juntas Vecinales del Alto, mineros cooperativistas y estatales, entre otros.

    "Lamento mucho que los hermanos no se presenten acá, no sé si realmente los hermanos tienen una reivindicación o a un rol de figuración en los medios de comunicación", contrastó.

    "El pueblo dirá si realmente quieren dialogar o quieren hacer policita, yo estoy esperando para tocar todos los temas que planteen, con una agenda abierta", complementó.

    El Primer Mandatario dijo que él no tendría problemas de aceptar la petición de frenar la construcción de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos, como piden los marchistas, pero recordó que también hay pedidos de otros sectores, inclusive de comunidades del Parque Nacional Isiboro Sécure que piden se construya la carretera.

    En esa dirección, mostró a los periodistas varios pedidos de pobladores del TIPNIS demandando la construcción de la carretera, solicitudes que se hicieron el año pasado, antes de que se presente el conflicto.

    Recordó que no es la primera vez que el Ejecutivo plantea instalar el diálogo con los marchistas, pero se encuentra siempre con problemas para  su implementación.

    Los marchistas que se oponen a la construcción del tramo dos de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos, que pretende atravesar por esa reserva nacional, llegaron el miércoles a La Paz después de más de 63 días de movilización.