Yeri Willy Pedraza: lo que se sabe del caso del joven que fue hallado enterrado en una fosa en Montero Hoyos

Yery Willy Pedraza fue secuestrado y torturado antes de que se le diera muerte y sus captores lo enterraran en una fosa común en una propiedad ubicada en la localidad de Montero Hoyos (a 50 km de la capital cruceña).

Este hecho, ocurrido en 2018, consternó a la población por la brutalidad con la que actuaron los delincuentes pese a que la familia de la víctima pagó los 80.000 dólares que se pedía como recompensa por la liberación de este hombre que tenía 24 años.

Ahora, el caso nuevamente sale a la luz pública luego de que se conociera de la captura de Alyne Maia Silva, la mujer que fue usada como señuelo para engañar a Pedraza y que recibió 4.000 dólares por ejecutar una parte del plan del secuestro. Esta persona fue enviada ayer (miércoles) al penal de Palmasola. Durante la audiencia se abstuvo a declarar.



El caso

La desaparición de Yery Willy Pedraza ocurrió el 22 de octubre de 2018; él iba al mando de su vehículo cuando fue abordado por sus captores y luego llevado hasta una propiedad ubicada en Montero Hoyos, lugar en el que estuvo casi dos meses.

En ese entonces fue el fiscal José Parra quien participó de las pesquisas e indicó que, de acuerdo al informe forense, el joven sufrió 16 impactos de bala que tenían orificio de entrada en la cabeza y el tórax. Su muerte fue consecuencia de un traumatismo craneoencefálico.

Además, se identificó que el hombre fue sometido a una serie de torturas pues tenía golpes en diferentes partes del cuerpo además que se evidenció lesiones gravísimas en sus manos pues sus dedos fueron cortados. Cuando se lo encontró tenía las manos y los pies amarrados con cuerdas.

Fue obligado a grabar un video

Los captores de Willy grabaron un video en el que se mostraba al hombre con el torso descubierto y con signos de violencia. Las imágenes fueron enviadas a la familia para pedir el rescate que fue pagado, pero que no recibió una respuesta de parte de los delincuentes que igual victimaron a esta persona.

De acuerdo a reportes de la fecha, se supo que el hombre fue contactado por una ciudadana brasileña que fue quien la citó. La mujer fue identificada como Alyne Maia Silva quien después del hecho se fue a su país, pasó por Paraguay y hace tres meses regresó a Santa Cruz en donde fue capturada en las últimas horas y puesta ante un juez cautelar.