Haití extraditó a EEUU a uno de los líderes de la banda 400 Mawozo

Germine Joly, alias Yonyon, es ser requerido por las autoridades judiciales del Distrito de Columbia, que lo acusa de contrabando de armas de guerra y de secuestro de ciudadanos estadounidenses

Fuente: Infobae

Las autoridades de Haití extraditaron este martes a Estados Unidos a uno de los líderes de 400 Mawozo, una de las bandas que participan en unos enfrentamientos que han causado cientos de desplazados en las últimas semanas.

Germine Joly, alias Yonyon, fue extraditado en un avión del FBI, tras ser requerido por las autoridades judiciales del Distrito de Columbia, que lo acusa de contrabando de armas de guerra y de secuestro de ciudadanos estadounidenses, entre otros cargos, según informó la Policía Nacional de Haití en un comunicado.



La Policía haitiana afirmó que Yonyon está involucrado en asesinatos, secuestros, robo de vehículos, destrucción de propiedad privada y de provocar incendios.

En las últimas semanas, la Policía haitiana ha aumentado sus intervenciones contra la banda 400 Mawozo, acciones que han resultado en la muerte o la detención de varios miembros de la banda.

Desde mediados de abril, 400 Mawozo mantiene una guerra abierta contra la banda Chen Mechan por el control de varias barriadas en el norte de la capital.

Los conflictos han causado la muerte a al menos 20 civiles y han obligado a centenares de personas a abandonar sus casas, para refugiarse en viviendas de familiares, o para quedarse a vivir en la calle.

Los residentes levantan los brazos mientras huyen de sus hogares debido a los tiroteos en curso entre bandas rivales, en Port-au-Prince, Haití, 2 de mayo de 2022. REUTERS/Ralph Tedy Erol

400 Mawozo es la banda que secuestró el año pasado a 17 misioneros, 16 de ellos estadounidenses y un canadiense, grupo que fue liberado después de dos meses de cautiverio.

El pasado viernes fue secuestrado en la zona de Croix-des-Bouquets, controlada por 400 Mawozo, el consejero agrícola de la embajada dominicana en Puerto Príncipe, Carlos Guillén Tatis.

Haití atraviesa una crisis en prácticamente todos los órdenes, agravada con el magnicidio en julio de 2021 del presidente Jovenel Moise.

Desde junio de 2021, la violencia de las bandas armadas obligó a miles de personas a abandonar sus hogares en la zona metropolitana de Puerto Príncipe.

Según los últimos datos de la ONU, cerca de 16.500 personas continúan fuera de sus hogares por la violencia en las barriadas del Bajo Delmas, Martissant y el centro de la capital haitiana.

Un miembro de la Policía Nacional de Haití se esconde detrás de un vehículo policial mientras patrulla mientras los tiroteos en curso entre bandas rivales han obligado a los residentes a huir de sus hogares, en Port-Au-Prince, Haití. REUTERS/Ralph Tedy Erol

Cerca de la mitad de los desplazados viven en casa de algún pariente o amigo y la otra mitad permanece en campamentos organizados por las autoridades u organismos multilaterales, o en asentamientos informales.

Las pandillas han proliferado en los últimos años gracias a la debilidad del Estado haitiano y se han aprovechado del caos producido tras el asesinato del presidente Jovenel Moise.

Algunas bandas controlan importantes barriadas de la zona metropolitana de la capital, entre ellas Martissant, en el acceso sur de Puerto Príncipe, lo que ha contribuido a aislar la ciudad del suroeste del país.

(Con información de EFE)