Patricia Bullrich defendió el operativo de seguridad en el Congreso argentino: «Yo no estoy dispuesta a quedarme a mitad de camino»

La ministra se comparó con “quienes en campaña dicen que van a ser firmes para terminar con los cortes, pero después se asustan”. Afirmó que la cantidad de efectivo evitó que hubiera hechos de violencia

Hubo un fuerte operativo de seguridad en los alrededores del Congreso.

Hubo un fuerte operativo de seguridad en los alrededores del Congreso.



 

Fuente: infobae.com

La tensión por la discusión de la Ley Ómnibus dentro del recinto de la Cámara de Diputados tuvo su correlato afuera, donde agrupaciones piqueteras y de izquierda protagonizaron algunos incidentes con las fuerzas de seguridad, tanto federales como de la Ciudad de Buenos Aires. Y a pesar de las críticas, la ministra Patricia Bullrich resaltó el operativo y envió un fuerte mensaje político.

Ayer, en el segundo día de debate del megaproyecto enviado por el presidente Javier Milei, hubo enfrentamientos en distintos momentos del día afuera del Congreso, donde grupos de manifestantes volvieron a congregarse. Incluso, una vez declarado un nuevo cuarto intermedio en la sesión, algunos legisladores fueron agredidos tras abandonar el edificio.

Bullrich defendió hoy el operativo y la cantidad de agentes de seguridad, lo que, afirmó, evitó que se produjeran incidentes: “No es desmesurado. El operativo nos permite que las fuerzas de seguridad tengan el control. Si no tienen el control, terminamos en un desastre. Las fuerzas de seguridad se evalúan de acuerdo a la violencia, a la agresividad de quienes ya nos han acostumbrado a tomar la decisión de romper todo. En esta decisión de romper todo, nosotros ponemos la fuerza que, precisamente, lo que logran es no tener ningún grado de violencia”.

La diputada de La Libertad Avanza (LLA) había finalizado su jornada tras un debate de más de 12 horas por la Ley Ómnibus (X: @lilialemoine)

En diálogo con el periodista Eduardo Feinmann en Radio Mitre, la funcionaria afirmó que el manifestante herido, que debió ser trasladado por el SAME, en realidad “había sufrido un robo en otro lado y fue a tirarse al medio de la plaza como si eso hubiera sucedido allí”.

Al defender el accionar de las fuerzas, Bullrich acusó a los manifestantes de agredir a los agentes para intentar “hacer retroceder a las fuerzas de seguridad y volver a tomar las calles”. Por eso, justificó la utilización de gases lacrimógenos “como movimiento de dispersión. Y eso fue lo que se logró”.

“Hay muchas situaciones que en el momento no se ven, pero que sufren la agresión permanente, el intento permanente violando límites. Vamos a poner orden. ¿De cuánto es ese orden? Lo necesario para que el Congreso sesione, las calles no estén tomadas, la población pueda saber que hay un Gobierno que está decidido a que va a haber convivencia de derechos. Había un montón de lugar en la plaza, sin embargo la decisión era todo el tiempo salir e instalarse en la calle”, añadió.

En ese marco, al ser consultada por los trabajadores de prensa que recibieron perdigones de bala, lo adjudicó a la falta de un protocolo: “En muchos países, el protocolo del periodismo es trabajar por fuera de los lugares donde trabajan las fuerzas de seguridad y donde están los manifestantes. Aquí nunca se avanzó en ese sentido proque quizás analizan como una falta a la libertad de expresión poner a los periodistas fuera de la escena en la que sucede la situación. En ese momento, la Policía les dijo a los periodista que se corran, que tengan cuidado, porque iban a actuar”.

Bullrich avanzó en su defensa del operativo de seguridad y dejó un fuerte mensaje político. “Veo amuchos en campaña que dicen ‘vamos a ser firmes, se terminan los cortes’, pero a la hora de hacerlo se asustan. Si eso lo hacemos en la calle, y también en la economía, va a seguir siendo así toda la vida… Cuando uno toma la decisión tiene que ir para adelante. Si el país no se convence de que el cambio sea de fondo, se va a quedar a mitad de camino.  Yo no estoy dispuesta a quedarme a mitad de camino”, subrayó.

Por último, afirmó que, si hoy hay nuevas manifestaciones, se repetirá el operativo. “Los operativos van a ser operativos de cuidado del Parlamento. Si anuncian que vienen, las fuerzas de seguridad van a estar. Si se cansan y no van más, mucho mejor para nosotros. Las fuerzas están cansadas, hace mucho calor, son días difíciles para estar en la calle”, cerró.